24 de noviembre de 2009

Las Juntas encienden un 'jardín de luces' contra la violencia de género


Las Juntas Generales de Gipuzkoa y Acovidem conmemoraron el Día Internacional contra la violencia hacia las mujeres con un acto en el que se implicaron diferentes sectores de la sociedad guipuzcoana, que encendieron "un jardín de luces" y dejaron mensajes contra esta "lacra social".

El acto tuvo lugar esta tarde en el jardín exterior del Parlamento foral guipuzcoano, con el objetivo mostrar el compromiso de toda la sociedad guipuzcoana a favor del derecho de las mujeres a una vida sin violencia.

En el mismo, las personas participantes procedieron a la colocación de una vela y una flor junto a unos carteles con un lazo blanco, a la vez que dejaron muestra de su propio mensaje contra la violencia frente a las mujeres, que después será recogido por las Juntas de Gipuzkoa.

Previamente, la presidenta de las Juntas guipuzcoanas, Rafaela Romero, manifestó la "firme posición" de la institución frente a la violencia de género, así como contra "la violencia en cualquiera de sus formas".

Erradicación del maltrato

A su juicio, la erradicación del maltrato "pasa necesariamente por el apoyo de hombres y mujeres" y también por asumir que la violencia de género "no es, ni mucho menos, una cuestión generacional". "No afecta como víctimas a unas mujeres o a otras, dependiendo de su edad, ni siquiera sólo a las mujeres, sino a toda la sociedad", subrayó.

Romero insistió en que la "victoria" sobre el maltrato se producirá de forma "más fácil" si se asume que "tiene que ser constante y que tiene que insertase desde la infancia hasta la madurez". En ese sentido, abogó por aprovechar la "experiencia y la lucha" de personas como la madre de Nagore Laffage, Asun Casasola, que "dio una lección de coraje y dignidad para defender el derecho de las mujeres a decir no frente a aquel que se llevó la vida de su hija".

Además, apostó por una educación en la que se deje claro que "vivimos en una sociedad de hombres y mujeres iguales, en la que nadie es superior al otro y en la que el respeto, la tolerancia y la no violencia deben ser principios esenciales".

Finalmente, expresó su recuerdo a todas las mujeres que "han sufrido agresión física, atentado psíquico, violación, utilización, su prostitución o la anulación de su persona por hombres devastadores educados en una cultura sexista que parte de la desigualdad".

Apoyo

"A todas ellas nuestro apoyo, y a las que aún pueden escapar, sirva este acto para animarlas a dar el paso. A soltar las esposas reales o imaginarias con las que las tienen amarradas los hombres maltratadores. Las estamos esperando para quererlas, protegerlas y ayudarlas a iniciar una nueva vida sin violencia", concluyó.

En este año participaron casi cien personas en el acto y, como el pasado año, tomaron parte tanto los miembros de la institución foral como otros representantes institucionales, partidos políticos, fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, agentes sociales, medios de comunicación, artistas, deportistas, o la plataforma guipuzcoana de hombres contra la violencia de género, entre otros.

Además, se sumó por primera vez una representación de treinta jóvenes guipuzcoanos que acuden a este acto para ultimar los trabajos que en sus centros educativos los profesores han impartido en contra de la violencia de género. El evento, en el que la cantante de La Oreja de Van Gogh, Leire Martínez, leyó un poema de Felipe Juaristi en euskera y una joven llamada Allende otro en castellano de Gioconda Belli, finalizó con un minuto de silencio y un aplauso.

Fuente: elmundo.es

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada